Cómo cambié la batería de mi MacBook Pro 15" Retina Display (modelo de mediados de 2014)

Mi fiel Macbook pro 15 “Retina Display (modelo de mediados de 2014) se estaba muriendo con todos los síntomas de una batería deteriorada: la carcasa estaba caliente, los ventiladores soplaban a toda velocidad incluso cuando el Mac no hacía nada, el trackpad había dejado de funcionar y la parte inferior estaba incluso un poco abombada. Esto no era un gran problema, ya que lo usaba principalmente con un teclado inalámbrico y un trackpad y estaba conectado a una pantalla externa, pero estaba empezando a preocuparme que la batería pudiera explotar o incendiarse.

Mi Macbook Pro con su nueva batería
Mi Macbook Pro con su nueva batería


Había cambiado yo mismo el SSD por un modelo más rápido y con más capacidad hace unos años, así que no estaba seguro de que Apple aceptaría cambiar la batería y, de todos modos, no estaba listo para pagar el precio premium de Apple para cambiar la batería de un Macbook Pro 2014. Así que busqué un poco en Internet y vi que no era demasiado difícil reemplazar la batería con un modelo compatible. Había muchos modelos compatibles disponibles en Amazon y terminé eligiendo una batería de la marca SLODA. No era la batería más barata (79,99 € en Amazon España) pero tenía buenas notas y estaba listo para darle una última oportunidad a mi fiel Macbook Pro.

He decidido compartir mi experiencia en esta página para que otras personas puedan beneficiarse de ella. Sin embargo, tenga en cuenta que, si bien no es demasiado difícil, no es apto para todos y podría dañar de manera irremediable su Mac. El autor y el sitio web no asumen ninguna responsabilidad por las consecuencias de intentar reproducir los pasos descritos en esta página. Así que solo haga esto si está dispuesto a correr el riesgo de abrir su Macbook Pro para cambiar su batería (que sin duda perdería la garantía si aún la cubría); de lo contrario, pídale a Apple u otra compañía que reemplace la batería. De cualquier manera, haga una copia de seguridad de sus archivos antes de comenzar. De hecho, siempre debería tener varias copias de seguridad de sus archivos. Todos los SSDs o los discos duros terminan muriendo algún día y con ellos los archivos que contienen.

Así que aquí está mi experiencia del cambio de la batería de un Macbook Pro 15 “Retina Display (modelo de mediados de 2014) por una batería de la marca SLODA.

Veamos primero el contenido del kit de batería de reemplazo (¡asegúrese de elegir el modelo correcto!)

La caja de la batería de repuesto SLODA
La caja de la batería de repuesto SLODA

La batería venía bien empaquetada y el kit incluía la batería, dos destornilladores (uno azul para los tornillos de la tapa trasera del portátil y otro verde para los tornillos del conector de la batería), una herramienta de plástico para ayudar a desenchufar el conector de la batería original y para quitar los trozos de adhesivo restantes:

Batería de repuesto
Batería de repuesto

Además traía un conjunto de accesorios para ayudar a quitar la batería vieja, para proteger la pantalla del portátil y guantes para proteger las manos:

Los accesorios
Los accesorios

El kit venía también con una guía que describía todos los pasos paso a paso con fotos:

La guía con fotos
La guía con fotos

Me sorprendió gratamente la inclusión de los accesorios, así como la guía que describía todos los pasos para reemplazar la batería. Quizás esto explicaba su precio un poco más alto que otros y daba una buena impresión del producto.
El kit contenía un paño para proteger la pantalla de las fugas de líquido que podrían dañar la protección antirreflectante (y, como puede ver en la foto de abajo, esta protección ya está un poco dañada en los bordes de la pantalla). No tenía la intención de usar alcohol u otro liquido, pero lo puse en la pantalla de todos modos.

Paño protector en la pantalla
Paño protector en la pantalla

Por si acaso, había dejado que la antigua batería se vaciase por completo antes de reemplazarla: menos energía significaría seguramente menos riesgo al manipular la batería (recuerde que podría explotar si se perfora). El MacBook Pro estaba ahora sobre el escritorio protegido por un mantel de papel; Respiré hondo y comencé quitando los diez tornillos de la tapa posterior con el destornillador azul de tipo estrella. Había dos tornillos que eran un poco más cortos (indicados con un círculo azul en la foto inferior) que los otros (indicados con un círculo rojo), así que asegúrese de poder diferenciarlos cuando vuelva a atornillarlos.

Los diez tornillos para quitar
Los diez tornillos para quitar

Podía percibir la presión que ejercía la batería hinchada sobre la tapa trasera con cada tornillo que quitaba. Inicialmente, uno de los tornillos estaba completamente atascado (a lo mejor debido a la presión que ejercía la batería), así que primero quité los otros antes de intentar desenroscarlo otra vez. Conseguí girarlo después de unos minutos de esfuerzo, pero se quedaba atascado. Así que giré lentamente la tapa trasera del Macbook Pro alrededor de este tornillo y terminó soltándose pero rompiendo la pequeña pestaña correspondiente en la carcasa … lástima, pero los otros nueve tornillos serían suficientes para volver a fijar la tapa trasera.
Puse los 10 tornillos respetando su posición relativa en un pequeño recipiente para no perderlos.

Los 10 tornillos una vez quitados
Los 10 tornillos una vez quitados

Una vez quitada la tapa trasera, pude ver hasta qué punto las celdas de la batería estaban hinchadas, estaban como pequeños globos y me sorprendió que el MacBook Pro podía aún funcionar con una batería en ese estado. ¡Tenga cuidado de no perforarla con una herramienta, ya que podría explotar!

Celdas hinchadas de ka batería
“Celdas hinchadas de ka batería

Luego quité la pegatina con la advertencia que cubría el conector de la batería (asegúrese de leerla y entenderla).

la pegatina que con su advertencia
la pegatina que con su advertencia

Fue fácil, simplemente se despegó tirando con el pulgar y el índice:

Quitar la pegatina con la advertencia
Quitar la pegatina con la advertencia

El paso siguiente fue desconectar el conector de la batería usando la pequeña herramienta de plástico que venía con el kit; miré desde un lado para encontrar la posición correcta para hacer palanca y soltar el conector de su toma con la herramienta de plástico.

Conector de la batería para desconectar
Conector de la batería para desconectar

Giré el conector hacia afuera con la herramienta de plástico para que no tocara la placa base:

Conector de la batería una vez desconectado
Conector de la batería una vez desconectado

Y esto me permitió también tener acceso a los dos tornillos del circuito de la batería para poder desatornillarlos con el segundo destornillador (el verde):

Tornillos de la batería
Tornillos de la batería

Recuerde guardar los dos tornillos en un recipiente para no perderlos.

Podía ahora girar el circuito hacia afuera usando los dedos:

El circuito de la batería girado hacia afuera
El circuito de la batería girado hacia afuera

El paso siguiente era el más estresante, ya que hacía falta despegar las celdas de la batería sin dañar nada. Algunos tutoriales recomiendan usar alcohol para disolver el pegamento, pero no me sentía cómodo teniendo que usar líquido en el chasis del MacBook Pro. Y había visto que Loctite tenía un gel para quitar el pegamento, parecía más fácil de aplicar y más seguro de usar.

Gel de Loctite para quitar el pegamento
Gel de Loctite para quitar el pegamento

Apliqué un poco de gel sobre una de las tarjetas de plástico amarillas que venían con el kit y lo inserté debajo de la primera celda de la batería.

Un poco de gel sobre una tarjeta de plástico.
Un poco de gel sobre una tarjeta de plástico.

Fue bastante fácil, hubo un poco de resistencia al principio …

Tarjeta de plástico con el gel debajo de la primera celda.
Tarjeta de plástico con el gel debajo de la primera celda.

… pero después de deslizar la tarjeta de plástico hacia adelante y hacia atrás y de un lado a otro para empujar el gel más profundamente debajo de la celda, pude despegarla sin demasiada dificultad.

Primera celda despegada
Primera celda despegada

Puse un poco más de gel sobre la tarjeta de plástico …

Un poco más de gel
Un poco más de gel

… e inserté la tarjeta de plástico debajo de la segunda celda:

Tarjeta de plástico debajo de la segunda celda
Tarjeta de plástico debajo de la segunda celda

Y una vez más, después de deslizar la tarjeta de plástico hacia adelante, hacia atrás y de izquierda a derecha, pude despegar la segunda celda sin dificultad.

Segunda celda de la batería despegada
Segunda celda de la batería despegada

Fue fácil, así que apliqué un poco más de gel …

Un poco más de gel para quitar el pegamento.
Un poco más de gel para quitar el pegamento.

… y seguí con la tercera celda del otro lado:

La tarjeta de plástico insertada debajo de la tercera celda
La tarjeta de plástico insertada debajo de la tercera celda

Y, una vez más, después de deslizar la tarjeta de plástico hacia adelante y hacia atrás …

Tarjeta debajo de la tercera celda
Tarjeta debajo de la tercera celda

… pude despegar la tercera celda sin demasiada dificultad:

Tercera celda despegada
Tercera celda despegada

Todavía quedaban tres celdas por quitar … así que un poco más de gel sobre la tarjeta de plástico:

Un poco mas de gel
Un poco mas de gel

Y seguí con la cuarta celda:

Y seguimos con la cuarta celda
Y seguimos con la cuarta celda

Esta requirió más trabajo … pero después de un poco de esfuerzo … pude despegarla también:

Cuarta celda despegada
Cuarta celda despegada

Quedaban dos celdas de batería para despegar … Puse un poco más de gel y seguí con la quinta celda en el lado derecho:

Seguimos con la quinta
Seguimos con la quinta

Las quinta y sexta celdas estaban pegadas a la parte posterior del trackpad, por lo que tenía que tener cuidado de no dañarlo. Después de un poco de esfuerzo, conseguí despegar la quinta celda, puse un poco más de gel y seguí con la sexta y última celda:

La última celda
La última celda

Y una vez más, no fue demasiado difícil. Finalmente pude quitar la batería entera:

Quitamos la antigua batería
Quitamos la antigua batería

Lo que me permitió ver lo hinchada que estaba:

La antigua batería hinchada
La antigua batería hinchada

Quedaban algunos trozos de adhesivo pegados en el interior, así que apliqué un poco de gel y lo extendí con los dedos:

Un poco más de gel para quitar los últimos trozos de adhesivo
Un poco más de gel para quitar los últimos trozos de adhesivo

Cambié los guantes y usé la pequeña herramienta de plástico y los dedos para quitar los pequeños trozos de adhesivo… fue bastante fácil para algunos trozos, pero otros requirieron más trabajo. Al final, estuve más tiempo quitando los trozos de adhesivo que despegando la batería.

Insistimos un poco con las últimos trozos
Insistimos un poco con las últimos trozos

Usé un pequeño paño limpiacristales para limpiar los rastros de gel dentro de la caja del MacBook Pro:

Limpieza
Limpieza

No era perfecto ya que quedaba un poco de adhesivo en algunos lugares, pero era suficiente para seguir adelante.

Casi limpio
Casi limpio

Ahora era el momento de instalar la nueva batería. Verifiqué que las esquinas de la batería estuvieran en la posición correcta en la carcasa, que el conector estuviera alineado con su zócalo y quité con cuidado la película protectora del adhesivo de la batería nueva.

La película protectora para despegar
La película protectora para despegar

Luego coloqué la nueva batería en su lugar y presioné suavemente las celdas para que todas quedaran pegadas y no se movieran:

Presione para pegar la batería
Presione para pegar la batería

El siguiente paso consistía en atornillar la placa de la nueva batería:

Los tornillos de la batería
Los tornillos de la batería

Luego inserté el conector de la batería nueva en su zócalo:

Conectar la bateria
Conectar la bateria

El kit venía con una pegatina para reemplazar la que tenía la advertencia que cubría el conector de la batería original. No estaba seguro para qué servía, pero tal vez servía para proteger el conector o la placa de la batería, de todos modos lo pegué donde estaba la pegatina original:

La pegatina
La pegatina

La primera vez que cerré la tapa trasera, me di cuenta de que no había quitado la película que protegía la nueva batería (sobresalía un poco por los lados), así que tuve que volver a quitar los tornillos para abrir la caja. No olvide retirarla ANTES de cerrar la caja:

No olvide quitar la película protectora
No olvide quitar la película protectora

Finalmente pude colocar la tapa trasera y atornillar los tornillos que la mantenían:

La tapa trasera del MacBook Pro en su sitio
La tapa trasera del MacBook Pro en su sitio

Era ahora el momento de la verdad. Enchufé el Macbook Pro y lo encendí con un poco de temor, pero me respondió alegremente con el típico timbre de un Mac. Me conecté para verificar que todo funcionaba correctamente (el trackpad también). Luego esperé hasta que la batería estuviera cargada al 100% y verifiqué que todo estaba correcto con la herramienta de información del sistema:

Nueva batería cargada
Nueva batería cargada

Luego desenchufé el MacBook Pro para dejar que la batería se descargase por completo para calibrarla. Esperé hasta el día siguiente y lo volví a enchufar. Esperé hasta que la batería estuviera cargada por completo otra vez y verifiqué que toda seguía funcionando bien.

Mi fiel MacBook pro tiene ahora una nueva vida, sobrevivió al cambio de su batería deteriorada. Tiene siete años en 2021, pero con sus 16 GB de RAM y un SSD rápido, todavía hace el trabajo incluso si no es compatible con macOS Monterey. Lo reemplazaré algún día por uno de los nuevos Macs equipados con un procesador Apple M1 o su sucesor (Tim, si te sobra un MacBook Pro, no dudes en enviármelo :-)) pero estoy feliz de poder seguir trabajando con este.

He usado esta nueva batería durante varios días y todo sigue funcionando bien hasta ahora. No puedo compararla con otras baterías de repuesto, pero debo decir que estoy muy satisfecho con ella y que me gustó mucho que viniera con las herramientas y las instrucciones para cambiar la batería original. Por lo tanto, recomiendo este kit de SLODA.

Como conclusión, espero que mi experiencia le sea útil si quiere cambiar la batería de un MacBook Pro 15 “Retina Display (mediados de 2014). No es algo que recomiendo a todo el mundo, pero no es demasiado difícil tampoco. Y una vez más, el autor y el sitio web no aceptan responsabilidad por las consecuencias de intentar reproducir los pasos descritos en esta página. Puede dañar su ordenador si no lo hace con mucho cuidado así que hágalo con mucho cuidado 🙂

Descargo de responsabilidad

La información contenida en este sitio web es solo para fines de información general. Tratamos de mantener esta información actualizada y correcta, pero no asumimos ninguna responsabilidad por errores u omisiones en el contenido del sitio web. El Portal no garantiza ni asume responsabilidad alguna respecto a los posibles daños y perjuicios causados por el uso y utilización de la información o de los gráficos contenidos en el sitio web.

La página Cómo cambié la batería de mi MacBook Pro 15" Retina Display (modelo de mediados de 2014) ha sido originalmente publicada en EatYourBytes

Todas las marcas comerciales mencionadas pertenecen a sus respectivos propietarios.